Una ladrona de celulares con mucha suerte y un empresario muy confiado

Tengo tu número
(I´ve got your number)
Sophie Kinsella
Chick-lit
576pp
Amazon
Acabo de terminar de leer esta novela y he decidido no perder tiempo para escribir mi opinión sobre la misma.
Luego de que una amiga compartiera conmigo un pequeño fragmento de uno de los párrafos del libro, no pude resistirme a las ganas de leerlo, y solo una hora después ya lo había comprado y empezado a leerlo. Cosa de la que no me arrepiento en lo absoluto.
En esta tenemod a Poppy Wyatt, una fisioterapeuta de 29 años que está a punto de casarse con el maravilloso Magnus Tavish. Pero los problemas empiezan cuando a solo días de su boda pierde su extremadamente caro e importante anillo de compromiso. Las cosas se vuelven más complicadas cuando roban su teléfono celular. Por suerte para ella encuentra un teléfono móvil en el bote de basura y decide apropiárselo. Y se mantiene firme en esa idea aún cuando el dueño ha aparecido para reclamarlo. Así se origina una divertida historia de enredos durante la búsqueda del anillo, la extraña relación que se desarrolla entre ella y Sam, el dueño del móvil que ha decidido quedarse y otra serie de situaciones inimaginables que se unen a estas. ¡Y todo eso mientras intenta sacar adelante una boda!
La novela representa una lectura amena e hilarante. Durante la primera mitad de la misma prácticamente no pude parar de reír. Mi diagnostico personal es que la protagonista está completamente loca, y es precisamente por esa razón que no deja de meterse en cada absurda situación a medida que avanza la historia.
Empezando por su muy trastornada lógica, es decir, ¿te encuentras un celular en la basura y te apropias de él? Yo en lo personal no metería mi mano al contenedor de basura por nada, y aún cuando fuese capaz de hacerlo, si viese un teléfono móvil en él, asumiría que está dañado o de alguna manera me involucraría en un grave delito por lo que seguiría mi camino sin siquiera mirar dos veces. Por otro lado, si lo hubiese tomado y compruebo que funciona, mi primera opción no sería decir: ¡Bien, tengo celular nuevo! Conociéndome lo devolvería al contenedor y me iría, para nada querría verme involucrada con ese aparato, es que la verdad no se me ocurre ninguna razón legal por la que alguien arrojaría un teléfono móvil a la basura, ni siquiera la justificación dada en el libro. Y encima, si lo tomé, funciona y por alguna bizarra razón decidí llevarlo conmigo, si el dueño del aparato aparece y pide que le sea devuelto no lo dudaría un instante y lo entregaría. Pero como ya mencioné lo trastornada que está la lógica de la protagonista, habrán entendido que ella no hizo nada de lo que yo hubiese hecho.
Y para sumarse a eso, carece de respeto por la privacidad ajena, aunque le concederé que al menos tuvo una especie de lucha interna antes de ceder del todo ante el irrespeto.
¡¿Y qué decir de Sam?! O tiene el corazón más blando sobre la tierra o es un completo idiota. ¿Quién en su sano juicio deja un móvil de su empresa con un completo desconocido? ¿Acaso no puede haber allí información confidencial de la empresa? No puedo creer que se dejara convencer tan fácilmente, después de todo esa desconocida tendría acceso a información privada sobre él. Aunque supongo que no vio el gran problema ya que es la misma información que comparte con su secretaria.
La novela fue muy entretenida, y aunque la cantidad de cosas que le pasaron a Poppy en tan solo unos días son casi imposibles de extrapolar al mundo real, eso es lo que hace la historia interesante.
Está narrada en primera persona y debo decir que los pensamientos de Poppy son de lo más divertidos.
Los personajes son muy entretenidos. Tenemos a la protagonista loca que ya mencioné, Poppy; al empresario demasiado confiado para su propio bien, Sam; a la amiga maternal, Ruby; a la ami-enemiga Annalise; la organizadora de bodas con complejo de novia, Lucinda; el novio que evidentemente se quiere más a sí mismo, Magnus; el adolescente atípico (para mejor), Felix; los suegros extravagantes, Wanda y Antony Tavish; los hermanos de corta aparición pero sin duda agradables, Tom y Toby; la ayudante torpe, Clemency; la exnovia con unos cuantos tornillos sueltos, Willow; y otros personajes secundarios de apariciones cortas pero sin duda memorables.

Uno de los puntos claves en el desarrollo de la novela es el intercambio de mensajes entre Sam y Poppy, y la invasion descarada a la vida privada del uno hacia el otro.

No sé si la amo. No sé si ella me ama … Todo lo que puedo decir es, ella es todo lo que pienso. Todo el tiempo. Ella es la voz que quiero oír. Ella es el rostro que yo espero ver  (Kinsella, 2013).

Me gustó de la novela que no se hace tediosa, es una lectura relajante con personajes bien estructurados que se apegan a su descripción original durante toda la historia. Me gusta que hay continuidad, cada acción a la que se le dedicó una mención tuvo una reacción que no fue pasada por alto. También me gustó mucho la forma en que se manejo la relación de Sam y Poppy, la atracción estuvo allí pero se mantuvieron dentro del limite de lo que era lo lógico dado las circunstancias en las que se desarrollaba la historia.
No me gustaron ciertos rasgos de la personalidad de la protagonista, como su complejo de inferioridad y su incapacidad para decir lo que realmente pasaba por su cabeza, También encontré desconcertante el tiempo de relación entre ella y Magnus, y que ya estuviesen preparando una boda, pero más que nada el que él le propusiera matrimonio a solo un mes de relación y ella dijera que sí. Sé que los matrimonios rápidos no son algo tan extraño en la vida real, y que algunos pueden haber llegado ser exitosos (no tengo conocimiento de ninguno para estar segura de esto), pero lo cierto es que no creo que en tan solo un mes hayas conocido a una persona lo suficiente como para estar segura de que quieres pasar el resto de tu vida a su lado. Sinceramente creo que ya es hora de dejar de insistir en eso del amor a primera vista, que aunque exista (lo que no creo), pienso que se necesita más que solo amor para que una relación funcione. Por lo mismo me  hubiese gustado que la novela se desarrollara con un espacio de tiempo más amplio, aquello hubiese hecho más creíble el ultimo intercambio de mensajes del libro.
No es la más romántica de las novelas, pero es definitivamente una historia entretenida con una interacción muy graciosa entre los personajes principales.

4/5

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s