Buscando a… ¿Takumi?

Buscando a Alaska
(Looking for Alaska)
 John Green
YA
248 pp
Al leer el título creí que estaríamos literalmente buscando a Alaska. Y sí, ya sabía que Alaska era una persona, por lo que me imaginé que se trataría de algo así como un road trip (ya que a John Green parecen gustarle tanto) en busca de esta chica o algo así, por lo que imaginarán mi sorpresa al no encontrar nada parecido. Por supuesto, esto me gustó, ya he dicho antes que me gusta que las historias me sorprendan,
Entonces, lo que tenemos en “Buscando a Alaska” es a Miles, un chico cuya afición son las últimas palabras de las personas, y un día tras leer las últimas palabras de un escritor decide que es hora de tomar acciones con respecto a su vida para encontrar ese algo que le quitará la monotonía a la misma. Así que decide cambiarse de su actual escuela a un internado al que su padre había asistido y que en su opinión prometía ser la cuna de aventuras que el quería, y se puede decir que las encontró.
Al llegar al internado Miles se encontró haciendo cosas que nunca antes. Como hacer amigos, romper las reglas, fumar, beber… Suena encantador para los padres, ¿no? Conoce a Chip, quien es su compañero de cuarto y el primer amigo que hace, este a su vez le presenta a Alaska, la chica que lo prenda de inmediato, y a través de ellos conoce a Takumi, el otro amigo.
Lo cierto es que Miles no me gustó. Me pareció que su personalidad era demasiado pobre, muy maleable e influenciable. Siento que como personaje principal dejó mucho que desear ya que ni siquiera pude ver en él un crecimiento que me hiciera respetarle.
Alaska tampoco me convenció del todo. Y más que ella fue su historia. Es decir, se supone que ella debía ser la chica problemática por causa de un pasado feo y misterioso, y yo logré ver eso en ella, pude entender que tenía heridas pendientes de curación y un serio problema con el alcohol. De hecho pensé que un punto en el que Miles sería importante sería para ayudarla a combatir esto, pero él por el contrario pareció ser el que se encaminaba hacia donde estaba ella. Lo que realmente me decepcionó sobre el personaje de Alaska fue su pasado. Y no estoy diciendo que lo que le había sucedido fuese poco importante o que no justificara las secuelas que habían dejado en ella. Sino que creo que luego de tanto rondar sobre el misterio la forma en que fue expuesto y manejado fue algo apresurada y esto hizo que no me removiera las emociones como supongo se esperaba que lo hiciera.
De Chip no tengo mucho que decir, su personaje estaba bien. Era lo que era y uno podía comprenderlo. Resultó agradable y me parece que cumplió con su rol de amigo y conector entre los personajes centrales.
Ahora, Takumi… a decir verdad por momentos olvidaba su existencia y creo que John Green también. Era como ese amigo de relleno, que es del grupo pero no lo es. Aún cuando estaba involucrado en las escenas podía simplemente no estarlo. Y aquí reside mi problema con este personaje. No me desagrada su estructura, es un personaje simple, común y para mí era solo el “otro amigo”, por lo que al final de la historia, cuando de haber sido un cero durante casi toda la novela de pronto pasó a ser importante me pareció forzado.
Otra parte que me pareció forzada fue la falta de reacción por parte del novio de Alaska tras lo que le pasó. Se hubiese esperado una participación más activa por su parte. Pero su actuar fue obviamente pensado con el único objetivo de dar pie a las especulaciones de Miles y Chip, y con eso se perdió el “realismo” dentro de la historia.
La historia no es mala, aunque pienso que pudo desarrollarse mejor, pero asumo que es entendible al ser la primera novela de este autor. De hecho, creo que esta historia es algo así como la preparación para Paper towns, pues no puedo evitar sentir que son muy similares. Es como si Paper towns fuese la versión mejorada de esta (aunque en lo personal hubiese preferido un desenlace similar al de Alaska para Margo, siento que eso hubiese dado a esa otra historia el toque final que necesitaba para encantarme. Pero ese no es el asunto ahora).
Me gustó que contiene situaciones divertidas y también otras que llaman a una reflexión un poco más profunda como lo es lo que pasó a Alaska.

Se lee rápido y no resulta pesada en lo absoluto.

2/5

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s